NEOLIBERALISMO

 NEOLIBERALISMO.

El término Neoliberalismo es un neologismo que hace referencia a una política económica con énfasis tecnocrático y macroeconómica que pretende reducir al mínimo la intervención estatal en materia económica y social, defendiendo el libre mercado capitalista como mejor garante del equilibrio institucional y el crecimiento económico de un país, salvo ante la presencia de los denominados fallos del mercado.

El Neoliberalismo surge de la crisis de los años 70 parten los liberales para difundir sus ideas económicas. Se había venido elaborando con anticipación desde el termino de la segunda guerra mundial, frente al avance del socialismo que se fundamente en la planificación económica por parte del Estado socialista.

Se llama Neoliberalismo porque se requirió utilizarlo de nuevo el pensamiento que sirvió de base al capitalismo desde sus inicios basado en el individualismo y la libertad de empresa.

El Neoliberalismo interpreta la actual crisis económica como el desarrollo de la excesiva intervención del Estado en la economía practica desde la crisis mundial de los años 30. en estos años, se creía que con esa intervención, se evitaría una nueva crisis, pero esto no sucedió . Así que ante el crecimiento de la crisis iniciada en 1970, los neoliberales sostienen que la crisis es culpa de la intervención del Estado en la económia y tambien de las trabajadoras y los trabajadores que con el poder de los sindicatos, no han permitido que el mercado funcione libremente.

 El neoliberalismo, como política tecnocrática y macroeconómica (y no propiamente filosófica), tiene una dimensión geopolítica mercantilista ajena en la práctica al liberalismo económico propiamente dicho, es decir el neoliberalismo no es necesariamente sinónimo de mercado libre -sin trabas burocráticas ni privilegios sectoriales-, razón que explicaría que sea asociado al corporativismo internacional.

En teoría, el Neoliberalismo suele defender algunos conceptos filosóficos del viejo liberalismo clásico del siglo XIX, aunque sus alineamientos políticos y su implicación con ideas posteriores, hace de el una doctrina diferente de dicho liberalismo clásico.

Entre las cuestiones ampliamente promovidas por el neoliberalismo están: la expansión de la iniciativa privada a todas las áreas de la actividad económica o a la limitación del papel del estado.

Entre las ideas y principios introducidos por el neoliberalismo y ausentes en el liberalismo clásico están el principio de subsidiariedad del Estado (desarrollado por los ordoliberales alemanes,quehabían puesto en marcha algunas de sus propuestas en el denominado Milagro alemán de posguerra), y en especial, el monetarismo de la Escuela de Chicago que, desde mediados de los años 50, se convirtió en crítico opositor de las políticas de intervención económica que se adoptaban en todo el mundo, junto con aportaciones del enfoque macroeconómico keynesiano.

A finales de los años 70, estas teorías ganaron amplia popularidad en el mundo académico y político por dar respuesta al fracaso del keynesianismo en la gestión de la crisis de 1973. Las ideas keynesianas sugerían una relación inversa entre inflación y empleo, tal como sugiere la curva de Phillips.

De estas experiencias y de las dificultades para aplicar esas políticas a países en desarrollo, surge una versión keynesiana con inclinación monetarista que incorporaba la aversión al déficit presupuestario y a la fabricación de dinero pero no al concepto de intervención pública en la economía (como por ejemplo el Consenso de Washington, término acuñado en 1989 por el economista John Williamson para referirse al tipo de políticas fiscales y monetarias recomendadas para los países en desarrollo por los organismos con sede en Washington Banco Mundial, FMI y Tesoro estadounidense, entre otros.

Por ello se lo relaciona con la tecnocracia de los organismos públicos internacionales, debido a que sus políticas son principalmente impulsadas desde el Banco Mundial, la Organización Mundial del Comercio y el Fondo Monetario Internacional (FMI), organismos que no dependen de las Naciones Unidas y están por ello exentos del control directo de la comunidad internacional de países y a los que en ocasiones se acusa de ejercer presión política y extorsión. En la práctica, estas políticas toman como modelo de economía (salvo en lo referente al proteccionismo) a la estadounidense sistema americano, capitalismo democrático).

 El neoliberalismo propende que se deje en manos de los particulares actividades que antes realizaba el Estado, en esa dinámica se privatizan empresas públicas, se abren las fronteras para mercancías, capitales y flujos financieros y se reduce el tamaño del Estado. Las políticas macroeconómicas recomendadas por teóricos o ideólogos neoliberales (en principio recomendaciones a países tanto industrializados como en desarrollo) incluyen:

Políticas monetarias restrictivas: Aumentar tasas de interés o reducir la oferta de dinero. Con ello disminuye la inflación y se reduce el riesgo de una devaluación.

Políticas fiscales restrictivas: Aumentar los impuestos sobre el consumo y reducir los impuestos sobre la producción y la renta; eliminar regímenes especiales; disminuir el gasto público..

Liberalización: Tanto la liberalización para el comercio como para las inversiones se supone que incentivan tanto el crecimiento como la distribución de la riqueza.

Privatización: Se considera que los agentes privados tienden a ser más productivos y eficientes que los públicos y que el Estado debe adelgazarse para ser más eficiente y permitir que el sector privado sea el encargado de la generación de riqueza.

Desregulación: Se considera que demasiadas reglas y leyes inhiben la actividad económica y que su reducción a un mínimo necesario (sobre todo la garantización del régimen de propiedad y de la seguridad) propician un mayor dinamismo de los agentes económicos.

Programas de Ajustes Estructural.

Son recetas económicas impuestas por el Fondo Monetario Internacional para poder recibir nuevos créditos y no ser expulsado del sistema financiero internacional. Se encaminan a conseguir una balanza positiva, es decir, importar el mínimo y exportar el máximo, a la vez que se privatizan las empresas estatales más rentables y se recortan al máximo todas los gastos sociales. De esta manera el país puede ir devolviendo la deuda. Estos programas tienen unos efectos nefastos sobre las poblaciones más desfavorecidas.

Es la condición impuesta por el FMIy/o el Banco Mundial a un país para otorgarle respaldo financiero destinado a afrontar un grave problema de pagos internacionales.

Se trata de una receta única y de pretendida validez universal, que se aplica con independencia de la situación particular de cada país..

Los Programas de Ajustes Extructural (PAE)surgieron a comienzo de los años 1980, como respuesta de las instituciones de Breton Woods a la crisis de la deuda externa del Tercer Mundo, y luego se extendieron a los países del Este, tras la debacle de las economías del bloque soviético.Los PAE obedecen a una concepción extremadamente ortodoxa de la política económica, que años más tarde sería bautizada por sus propios impulsores como el Consenso de Washington, pretendiendo dar a entender su universal aceptación por parte de los expertos en desarrollo económico. Sin embargo, esto no era cierto y desde el principio surgieron voces críticas que denunciaron los terribles efectos económicos y sociales que acompañaban a la puesta en marcha de los PAE, pero pasaron muchos años antes de que se les hiciera algún caso, dada la hegemonía del “pensamiento único” neoliberal de esta época.

Por tanto los problemas en El salvador se agudizan a partir de 1980 y se profundiza en el conflicto armado En nuestro país el problema de la deuda ha tenido un carácter diferente al de los demás países de Centroamérica, ya que la ayuda financiera externa a tenida mas bien objetivos políticos.

Ha sido el Gobierno de los Estados Unidos, a travez de la AID, el que ha brindado la mayor ayuda externa para El Salvador. Esta ayuda buscaba evitar que las masas populares apoyaran a las fuerzas de izquierda. Se requería así apaciguar la situación, para lo cual no sirven los programas de ajustes, pues estos tienen un carácter antipopular, ya que empeoran las condiciones de vida de la población.

 Consenso de washington.

Se entiende por Consenso de Washington un listado de políticas económicas consideradas durante los años 90 por los organismos financieros internacionales y centros económicos con sede en Washington D.C. (Distrito de Columbia), Estados Unidos, como el mejor programa económico que los países latinoamericanos deberían aplicar para impulsar el crecimiento.

el Consenso de Washington fue formulado originalmente por John Williamson en un documento de Word en noviembre de 1989 (“What Washington Means by Policy Reform”, que puede traducirse como “Lo que Washington quiere decir por política de reformas” o “Lo que desde Washington se entiende por política de reformas”).

Deja un comentario o(‧'.'‧)o

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s